cerrar
Actualidad

El ciudadano en huelga de hambre rechazó un contrato de trabajo de Servicios Sociales

SONY DSC
Ahora Alcalá

El Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra afirma que, cumpliendo los requisitos exigidos y tras la evaluación de Servicios Sociales por su condición de vulnerabilidad social, el ciudadano que permanece en huelga de hambre como protesta, le corresponde un contrato de dos meses dentro del PEUM pero que ha rechazado porque pide un contrato de mayor duración o indefinido, condiciones laborales que desde los servicios municipales no pueden ofrecer de manera arbitraria.

Desde hace unos días, hemos conocido la situación de Hernán, un ciudadano alcalareño que afirma tener un trastorno depresivo, hecho por el que ha intentado suicidarse en varias ocasiones y sufrir diversos problemas de salud mental. Es por ello, por lo que ha tomado la decisión de permanecer en la puerta del Ayuntamiento sin comer ni beber hasta que le den una oportunidad laboral. Explica además que ha vivido un desahucio de la casa en la que ha vivido 20 años.

Sin embargo, el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra explica que no tiene entre sus competencias la capacidad de contratar a nadie de manera discrecional, pudiéndolo sólo hacer a través de los distintos planes o programas existentes.

Según el comunicado, los Servicios Sociales municipales vienen atendiendo a esta unidad familiar desde 2004, tramitando las demandas que ha solicitado relacionadas éstas con la atención de necesidades básicas, a través de ayudas económicas de emergencia social, búsqueda y gestión de recursos, tramitación del programa de solidaridad de los andaluces para la erradicación de la marginación y la desigualdad (salario social), etc.

Igualmente, afirman que desde 2013 a 2018 no se solicitan intervenciones por parte de la unidad familiar y que uno de los miembros se encuentra percibiendo la Renta Activa de Inserción.

Por tanto, ante la petición de nuevas intervenciones, se le solicitó la documentación pertinente, que fue aportada el 20 de mayo pasado y por la que se encuentra tramitada una ayuda económica de emergencia que se va a conceder a mediados de este mes de junio.

En lo referido a la posibilidad de contratación se le ha informado por parte de funcionarios del Ayuntamiento de que existe la posibilidad de que se acoja al Programa Extraordinario de Urgencia Municipal que conllevaría un contrato de dos meses, debido a que cumple los criterios allí marcados pero no ha aceptado la oferta.

No obstante, desde Servicios Sociales afirman que se está prestando asistencia estos días in situ al vecino y explicando la situación existente.

Ahora Alcalá
Etiquetas: destacadoServicios sociales